Cristopher Carrero Arriaza, de apenas 3 años y medio, es hijo de dos funcionarios de la Atención Primaria de Salud, quienes deben enfrentar una serie de gastos para poder controlar la peligrosa enfermedad del menor.

La reconocida solidaridad de los funcionarios y funcionarias del Departamento de Salud Municipal (DESAMU), se hace presente en estos días de celebración de Fiestas Patrias, colaborando activamente con rifas “dieciocheras” a beneficio del pequeño Cristopher Carrero Arriaza, hijo de dos funcionarios de la Atención Primaria de Salud, que con solo 3 años y medio debe lidiar a diario con la riesgosa enfermedad de anemia ferropénica autoinmune y estados febriles genéticos.

Las rifas solidarias, que tienen un valor de 500 pesos por número, constan de dos premios precisos para festejar el cumpleaños 202 de la patria. Se trata del sorteo de un lechón de 20 kilos, acompañado de 3 botellas de vino y una  maleta de cerveza, y, por otro lado, un cordero de 20 kilos con chicha de San Felipe y su respectiva maleta de cerveza. Ambos sorteos se realizarán este viernes 14, a partir de las 10 de la mañana, en las dependencias de la Dirección del DESAMU (Blanco Encalada 225).

El dinero recaudado irá íntegramente para costear los pasajes, exámenes médicos y remedios que requiere Cristopher para su tratamiento en Santiago, donde es atendido cada tres meses en la Clínica Dávila, a través de FONASA, por un equipo multidisciplinario de profesionales que lo evalúan cuidadosamente.

Los atribulados padres, Katherine Arriaza, técnico paramédico del Cesfam Amador Neghme, y Henry Carrero, técnico en enfermería en la Unidad Rural, decidieron recurrir a distintas iniciativas para poder financiar los gastos que demandan la enfermedad  de su hijo menor, entre ellos el sorteo de productos de utilidad familiar.

VIA CRUCIS HOSPITALARIO

Ambos trabajadores se han manifestado muy agradecidos por el amplio apoyo recibido de parte de sus colegas funcionarios, así como de los directivos del DESAMU, que no han dudado en colaborar activamente, tanto en las rifas realizadas, como en la colecta que se hizo con el personal del Cesfam Amador Neghme y de la Unidad Rural.

Asimismo, reconocen el apoyo recibido de la actual autoridad comunal y de la Dirección de Desarrollo Comunitario (DIDECO). Todo ello les ha permitido solventar el primer viaje a la capital, donde el menor inició el tratamiento que actualmente lo mantiene estable, dentro de los riesgos propios de esta enfermedad que padece uno de cada cien niños y que consiste en la deficiencia de hierro, lo que produce una pérdida sustancial de glóbulos rojos.

El historial médico del pequeño Cristopher no ha estado exento de complicaciones, tanto en su padecimiento físico, como en la atención por parte de los médicos del Hospital Juan Noé, que, para variar, incluso perdieron los exámenes y documentos del niño.

Katherine, la madre, rememora que en los inicios de la enfermedad, tras ser evaluado en los consultorios Amador Neghme y Víctor Bertín Soto, fue derivado al nosocomio local donde no le prestaron una adecuada atención a pesar de presentar convulsiones y tener 19 de hematocritos. “El médico del hospital dijo que no era para hospitalizarlo. Además perdieron todos los documentos. Tuvo que intervenir el director Gastón Serazzi para que lo puedan hospitalizar. Lo tuvieron en observación por 20 días con gotitas de sulfato ferroso. Lo dieron de alta con varios diagnósticos, como virus kawasaki, mononucleosis,  incluso leucemia, que fue descartada después”, recordó.

Tras ese incidente en el nosocomio local, los padres optaron por llevar a Cristopher a La Serena, donde los exámenes dieron como resultado anemia ferropónica autoinmune. Los médicos de la atención primaria le recomendaron llevarlo a la capital para tener un diagnóstico y tratamiento más concienzudo.

Es así como llegan a la Clínica Dávila, donde el  pequeño es  evaluado por un equipo multidisciplinario integrado por un genetista, inmunólogo,  reumatóloga, cardiólogo y neurólogo, quienes deben chequearlo mínimo cada tres meses.

Esta enfermedad no es cubierta  por el Plan Auge, por lo que los padres tienen que recurrir a estas actividades que buscan continuar con el tratamiento, para impedir que la enfermedad derive en leucemia o reumatitis juvenil, enfermedades mucho más complejas y complicadas.

Deja tu comentario

Dejar respuesta

Please enter your name here

ERROR: si-captcha.php dice: no hay soporte para imagen GD en PHP!

Ponte en contacto con tu proveedor de alojamiento web y pregunta por qué el soporte para imagen GD no está habilitado para PHP.

ERROR: si-captcha.php dice: la función imagepng no se detecta en PHP!

Ponte en contacto con tu proveedor de alojamiento web y pregunta por qué la función imagepnp no está habilitado para PHP.

Please enter your comment!